Frases Bonitas

Frases Bonitas - Frases.eu
Quien se da a sí mismo el valor que tiene, siempre sabrá cómo hacer para ir en busca de lo que realmente merece.
Nada más sanador, mágico y eterno que la música. Allí donde existe la música, jamás estaremos verdaderamente solos.
Nunca salgas de tu casa olvidando llevar la sonrisa. Aunque no estés bien, aunque una pena te invada, regalar al mundo una sonrisa es el primer paso para que todo comience a cambiar para bien.
Ocúpate de ser cada día más real, más sincero contigo mismo, más felíz, en lugar de preocuparte por ser cada día más perfecto.
Nadie sabe cómo de larga es la vida. Y esa es la excusa perfecta para decidirnos a vivir cada día plenamente, como si fuese el último.
Un amigo es aquel que siempre estará allí para levantarte, incluso cuando ni siquiera le has avisado que has caído.
No vivas esperando tanto de la vida. Muchas veces lo más maravilloso que nos sucede es aquello que no esperábamos jamás.
Nunca debes echar candado a tu corazón. En todo caso, fíjate a quien le das las llaves para que pueda abrirlo y quedarse en él.
Jamás malgastes tu tiempo en desearle el mal a quien te hiere. El que obra mal ya tiene bastante con su propia consciencia.
La felicidad no es una línea de llegada, sino una decisión permanente de disfrutar al máximo cada instante de nuestra vida.
Tú mismo generas la energía que mueve tu mundo. Ocúpate de alimentar tu interior y verás cómo todo lo demás empieza a cambiar para bien.
No sufras porque algo se terminó. Cada historia, por poco que dure, ha dejado algo positivo que vale la pena atesorar.
Eres producto de todo lo bueno y lo malo que has vivido. No reniegues de ello porque sería renegar de ti mismo.
Estamos tan acostumbrados a tener lo que tenemos que muchas veces no le damos el valor que merece. Jamás olvides mirar bien y luego agradecer.
Preocúpate más por lo que das que por lo que recibes. Existe una ley del Universo, que sabrá retribuirte por ello de forma justa y equilibrada.
Saber esperar es una cualidad que te traerá enormes satisfacciones. Y al final del camino, comprenderás por fin por qué valió la pena la espera.
Haz todo lo que desees, todo lo que sientas. El que hace se equivoca y cuanto más haces, más errores cometerás y más aprenderás de ellos.
Cada día tiene la potencialidad de ser el mejor de tu vida. De ti depende hacer que valga. No lo desperdicies.
Quien consigue lo que quiere es aquel que a pesar de las dificultades del camino, jamás se permitió renunciar a sus sueños.
No interesa lo que otros opines de ti. Lo que importa realmente es que tu concepto de ti mismo sea cada vez más elevado.

Tus Comentarios