Frases Graciosas

Frases Graciosas - Frases.eu
Si vas a mentirme hazlo con inteligencia y elegancia.
No está mal cometer errores. Lo malo es encariñarse con ellos y luego llamarlos novio.
No hay nada en la vida que no se solucione con una buena siesta.
Las mujeres aseguran que sólo les importa la simpatía, pero siempre tienen la desdicha de encontrar millonarios y guapos.
Al mundo le faltan mentes brillantes, así que cuídenme.
Si hacer estupideces generara ganancias, más de uno que conozco ya sería millonario.
No dejes para mañana el hecho de encontrar a otra persona que se ocupe de hacer por ti lo que debías hacer hoy.
Tengo un montón de cosas por hacer. En cuanto me vengan las ganas, comienzo.
Cada día hay más telefonos moviles inteligentes. Lástima que no contagian su inteligencia a sus dueños.
Si sientes cosquillas en la panza todo el tiempo, quizás no estés enamorado y sólo tengas hambre.
No hay pena de amor que no se cure con una gran tableta de chocolate.
Si todo sale mal no te angusties. Siempre podría haber sido peor.
Quisiera que la tierra me tragara y que luego me escupiera en alguna bonita playa del Caribe.
Mi cajón está lleno de calcetines que no tienen pareja y no veo que hagan tanto drama.
Deberías correr detrás de tus sueños. Si no los encuentras, al menos habrás hecho un buen rato de cardio.
Algunas mujeres no entienden la delgada línea que existe entre maquillarse y disfrazarse de payaso de circo.
Es cierto que el dinero no hace la felicidad. Pero sirve para comprar cerveza, pizza y hacer fiestas con amigos que es más o menos lo mismo.
La tolerancia es un bien no renovable y no deberías malgastarlo discutiendo con idiotas.
Ojalá tuviera tantas ganas de trabajar como de dormir la siesta. Ya sería millonario.
Tan típico: Tener que estudiar y dedicarse a ordenar la casa, bañar al perro, clasificar la ropa por textura y color.
Quiero tener un cuerpazo pero mucho más quiero un pastel de chocolate, así que lo del cuerpazo puede esperar.
Si tu mujer te amenaza diciendo que jamás encontrarás a alguien como ella, explícale que esa es la idea.
Que no se pierda esa bella costumbre de no llevar la tarea a clase y echarle la culpa al perro.
Madurar es comprender que no vale la pena discutir con idiotas.
Si te deja la última rebanada de pizza no hay dudas: eso es verdadero amor.
No me hablen de especie evolucionada si todavía no inventaron la fórmula para vivir comiendo chocolate y no engordar.
Los lunes son odiosos, básicamente porque vivimos prometiendo que ese día haremos todo lo que venimos acumulando hace una vida.
Donde hubo fuego, hay que echar tierra, pisar fuerte y dejar que se llene de cesped.
Quizás no sea cierto eso de que quien calla otorga. Tal vez sólo me di cuenta que no quiero discutir con gente estúpida.
Mi concepto de noche loca: Pantuflas, mi perro y una serie.
Alguna gente no comprende lo hermosa que es la vida, hasta que tiene la suerte de conocerme.
Amistades Google son aquellas que solo recurren a ti cuando necesitan algo.
Si whatsapp me informa que estoy en línea, me parece motivo más que suficiente para no comenzar la dieta.
Solía ser una persona insegura pero ahora no sé.
No sé por qué mi ex me acusa de acosadora. Voy a averiguarlo chequeando su estado de whatsapp, Facebook, Instagram y Twitter.
No soy una persona impuntual. Simplemente me gusta generar expectativas.
Mucha gente pierde el apetito por amor. A mí en cambio el apetito me pierde.
El optimista ve el vaso medio lleno. El pesimista ve el vaso medio vacío. Y yo que soy oportunista me lo bebo sin tantas vueltas.
Estuve toda la mañana pensando por qué el pan tostado siempre cae del lado de la mermelada. No sé por qué no soy millonario.
Si pasar horas mirando series y comiendo dulces fuera un trabajo bien pagado, ya sería Bill Gates.
No te deseo el mal, pero si quedas en medio de un incendio, yo pasaría bebiendo el último vaso de agua.
Aprendo tanto de mis errores, que no paro de repetirlos hasta volverme sabio.
Me piden que madure, pero madurar es para la fruta y lo siento pero yo no lo soy.
Hacerse el tonto está muy bien, pero lo tuyo ya es un exceso.
Si las tortugas no hacen nada y viven más de cien años, no veo el problema con la vida que llevo.
Cuando creo que ya no puedes ser más estúpido, haces algo nuevo y superas mi capacidad de asombro.

Tus Comentarios

Privacidad